lunes, 26 de octubre de 2015

Ciudadanía Femenina





Recorriendo los caminos de la argentinidad. Hoy vemos como las mujeres, que practican serlo (impuesto por el discurso) la píldora, la hormona, el patriarcado y tutti gli fiocchi,ganan terreno en la arena política argentina. Machistas, ya comenzaron a analizar que la chica, nacida en Flores, no podrá con los machos de la bonaerense, es de Flores, la piba y cuanta etiqueta discriminadora se les pueda llegar a ocurrir de aquí al 10 de diciembre. Primera vez que tendremos una gobernadora mujer, después de los fracasos aliancistas. Las  posiciones de sujeto en una sociedad, no tienen que ver sólo con lo que venimos de nacimiento, como bien dice una amiga, ni con nuestras prácticas cotidianas en lo que refiere al construcción de nuestra forma-cuerpo. Del siglo XX para acá, cuando en 1951 las mujeres pudieron ejercer como ciudadanas por primera vez, y dejaron de ser dependientes, cual minusválidas de las decisiones que tomaban padres y maridos, en poco tiempo, 10 de diciembre, una presidente, deja su mandato y asumen: una vice, una gobernadora en Provincia de Buenos Aires y otra en Santa Cruz. Qué bueno sería que todes pensemos esto no como las personas, sino como Khresis, alma sujeto, un ocuparse de sí en cuanto uno es sujeto de una cierta cantidad de cosas: acción instrumental, relaciones con el otre, comportamientos y actitudes en general y la relación consigo mismo. Digo para comenzar a pensar Argentina desde otra matriz y salir de la sarmientina que tanto daño causó y sigue causando en nuestras relaciones, formaciones discursivas, elecciones y opiniones y análisis patriarcales.

Cristina asumiendo
 Isabel asumiendo

María Eugenia
 Eva Votando
Alicia