domingo, 3 de enero de 2010

Claudia Venturelli: Paradox

Serie británica actual.
5 capítulos, pero continuará.

Una serie inquietante cuyo guión es escrito por Lizzie Mickery una actriz devenida escritora. La productora Clerkenwell films le propuso un tema: que pasaría si pudiéramos ver los crímenes en el futuro. A ella le pareció muy interesante el tema y pensó que si hubiera un lugar por donde empezar debería ser con la ciencia y la pregunta: ¿cómo es que esto podría suceder? Lo primero que se propuso es que pudiera ser real, pensó que quien mirara la serie pensara: esto actualmente podría pasarme a mí.

Después de escribir los dos primeros capítulos le pidieron más, fue entonces que pensó debería conseguir a alguien experto. Llamó a la Dra. en ingeniera mecánica, Maggie Aderin, con carrera de grado en astronomía y física espacial, actualmente trabajando en la construcción de satélites. Para Maggie nuestro futuro está ahí, en el universo, fuera de la tierra. Se decidió por la física porque es desde el estudio de todo, a partir de las partículas más pequeñas, que podemos detectar los confines del universo.

Para quienes ya han visto la serie, encontrarán un paralelo con uno de los protagonistas de la serie, quién ejerce en su rol esto que la Dra Aderin piensa. Cómo todo físico su práctica científica está basada en problematizaciones ético filosóficas que lo mantienen fuera del mundo terrenal, hasta que, una serie de acontecimientos en su laboratorio lo llevan a chocarse con las cuestiones de la vida cotidiana de las personas que viven en Manchester, lugar donde se desarrolla la serie.

Hasta aquí uno podría pensar, es una de las tantas series. Pero lo que caracteriza a la serie es lo que se propone a partir del título. Una serie de imágenes paradójicas, enviadas a la computadora del físico de la serie, muestran qué va a suceder en el futuro y a su vez cada uno de los personajes se involucra en lo que ellos suponen como "verdadero" a partir de paradojas que han guiado sus prácticas a lo largo de su existencia.

Paradoja del griego para "más allá" y doxas "creencias". Más allá de las creencias. Es un concepto filosófico que emplea la lógica para darle nombre a situaciones, textos o circunstancias que resultan contradictorias pero con una serie de factores que se consideran válidos o reales.

Una paradoja es una declaración en apariencia verdadera que conlleva a una autocontradicción lógica o a una situación que contradice el sentido común. Una paradoja es lo opuesto a lo que uno considera cierto: es un contrasentido con sentido.

Etimológicamente significa contrario a la opinión, esto es contrario a la opinión recibida y común.

Una de las posibles paradojas que se puede pensar es la de Abilene: un grupo de personas frecuentemente toman decisiones contra sus propios intereses.

Quizás otra sea la de Einstein Podolsky Rosen: es la del entrelazamiento cuántico, una propiedad de las partículas que componen el universo y que indica que dos partículas cuyos estados han quedado entrelazados, quedarán entrelazados y mantendrán ese enlace aunque queden separadas a cualquier distancia, incluso si están en extremos opuestos del universo. Esta transmisión de información implica que puntos distantes en el espacio pueden estar conectados de forma que exista un intercambio de información entre ellos.

Las imágenes que llegan a través de la pantalla aparentemente no tienen relación, pero están mostrando secuencias que para el sentido común, aunque formen parte de una secuencia lineal en el tiempo, no tienen ningún sentido, el sentido lo van adquiriendo cuando se van entrelazando unos con otros. Tal vez estemos frente a un experimento de la física cuántica y el entrelazamiento de partículas más que de visiones sobre el futuro…

2 comentarios: